¿Por qué el colesterol es malo para tus arterias?

El colesterol es malo para tus arterias porque se acumula en ellas, siendo el principal factor que produce las placas de ateroma.

Todos tenemos colesterol circulando por nuestra sangre y desarrollamos placas de ateroma a lo largo de la vida.

¿Pero cómo se forman las placas de ateroma?

¿Hay un colesterol bueno y uno malo? ¿Y el feo, cuál es?

¿Por qué nuestro cuerpo produce colesterol si es tan malo para nuestras arterias?

Si te gustan las chacinas, el buen comercio y el buen bebercio en general, no te pierdas este artículo.

Si el colesterol es malo para tus arterias ¿por qué lo produce nuestro cuerpo?

Nadie engorda del aire. El colesterol pertenece a las grasas y está en los alimentos que consumes de origen animal. Es decir, pescados, mariscos, carnes, huevos y leche.

Los animales lo usamos para construir nuestras membranas celulares y como reserva de energía. Además sirve para fabricar algunas hormonas, la vitamina D y las sales biliares para la digestión.

Las plantas tienen unas moléculas parecidas al colesterol, los fitoesteroles. Pero al consumirlos no suman a nuestro colesterol, sino que lo reducen. Por eso, una dieta rica en alimentos de origen vegetal es buena para nuestros niveles de colesterol.

Pero además lo produce nuestro cuerpo. Si eres vegetariano estricto pero te inflas a Donuts®, tu colesterol puede subir más que el de un carnívoro.

Una dieta con muchas calorías y rica en grasas saturadas aumenta nuestra producción de colesterol

Esto es porque el hígado, que es el gran laboratorio del cuerpo, lo puede fabricar a partir de los excedentes de energía. Ahí producimos ¾ partes, aunque también lo producen otros órganos.

El organismo no se puede permitir que un elemento tan importante se adquiera solamente en la dieta, así que lo fabrica por sí mismo.

De esta forma el colesterol mayoritario no es el que comemos. El colesterol principal es el que producimos nosotros.

Es más, cuando tomamos grasas en la dieta con moderación, le estamos diciendo al hígado que no fabrique más colesterol.

Tomar grasas saludables en la dieta es una forma natural de mejorar el balance entre colesterol «bueno» y «malo»

El bueno, el feo y el malo

El aceite de oliva es la grasa más saludable que existe. Como habrás visto si lo añades al agua no se disuelve, sino que forma gotas más o menos grandes. Al colesterol en la sangre le pasa lo mismo.

Por eso para disolverse tiene que ir empaquetado con unas proteínas. A esa mezcla de grasas y proteínas se les llama lipoproteínas.

Como el agua y el aceite. Las grasas viajan por la sangre gracias a las lipoproteínas

Las lipoproteínas pueden tener más de lipo o más de proteínas. Si hay más proteínas son más densas. Si hay más grasas son menos densas. La grasa es menos densa, es más voluminosa. Por eso al adelgazar y perder grasa, perdemos más “volumen” que “peso”.

El colesterol que va empaquetado en las lipoproteínas de baja densidad, se llama LDL (lipoproteína de baja densidad en inglés). Le llaman el malo.

El que va en las lipoproteínas más densas, se llama HDL (lipoproteína de alta densidad en inglés). Acuérdate de las televisiones HD, alta definición. Pues aquí alta densidad. Le llaman bueno.

Y el feo de la película serían los triglicéridos. Viajan por la sangre unidos a la lipoproteína de más baja densidad que hay. Las VLDL (lipoproteínas de muy baja densidad en inglés).

Colesterol en LDL, triglicéridos y VLDL serían los que en niveles altos producen el depósito de grasas en las arterias. El hígado los produce para repartirlos por el organismo. Pero si se produce más del que se gasta, se acumula en las arterias.

El colesterol en HDL es el que viaja de vuelta al hígado como excedente. Como estas partículas recogen colesterol de las arterias se consideran beneficiosas en niveles altos.

De ahí que a uno se le llame bueno y a otro malo. Pero es el mismo colesterol, solamente que con direcciones distintas.

Las lipoproteínas son la forma en la que las grasas viajan por la sangre y hay varios tipos. LDL se conoce como colesterol malo y HDL como colesterol bueno

Realmente no hay ni buenos ni malos. Como todo en el cuerpo, mientras hay equilibrio no pasa nada, todo fluye.

La proporción equilibrada es en torno a 3 moléculas del resto de colesterol por cada una de HDL. Por encima de 5 empiezan los problemas.

¿Por qué el colesterol es malo para tus arterias?

Las arterias están tapizadas por dentro por una alfombra llamada endotelio. Si en una autovía los coches fuesen la sangre, los camiones serían colesterol LDL y los triglicéridos… pues serían como un tráiler.

Los arcenes o los quitamiedos, serían el endotelio.

Si hay mucho colesterol en LDL, para que la circulación sea fluída, el endotelio le hace un hueco en el arcén. Se van aparcando camiones y camiones.

El colesterol LDL forma placas de ateroma que reducen el número de carriles de la circulación sanguínea

El HDL serían camiones capaces de remolcar estos tráilers fuera del arcén y despejar el camino.

Pero de repente, pasa por allí una patrulla de la guardia civil. Lo primero que harán será investigar por qué hay tantos camiones aparcados en el arcén. Luego, se ponen a descargar los camiones en su coche, para despejar el paso.

Se dan cuenta de que no pueden. Ponen las luces y por la radio llaman a más patrullas. Allí se forma una acampada de camiones aparcados y cuerpos de seguridad descargando los remolques.

Este proceso en la circulación sanguínea puede durar años.

Va habiendo tal cantidad de vehículos, que invaden la autovía y el tráfico va lento, como puede. Ponen unos conos naranjas y unas vallas para delimitar el paso. Aunque sea estrecho, el tráfico sigue.

En amarillo los depósitos de colesterol. En azul se está formando un trombo que no deja pasar la sangre por la arteria.

Esas zonas de estrechamiento serían las placas de ateroma. La policía y la guardia civil son glóbulos blancos, las defensas de nuestro organismo.

Un día cualquiera que hay más tráfico, la zona de conos o vallas se rompe, se mezclan todos y se detiene de forma brusca el tráfico. Hay un choque y llegan las ambulancias, y más policía y más guardia civil.

Cuando las placas de ateroma se rompen es cuando se producen los infartos. Porque la circulación se detiene de golpe y dejar de llegar sangre por esa autovía.

Y el primer causante de todo fue un exceso de colesterol LDL circulando.

Conclusiones

El fundamento de tratar el colesterol, es evitar que se deposite en las arterias. Y de esta forma, que no origine estrecheces, que son las placas de ateroma, oclusiones o infartos.

Cuanto menos colesterol LDL tengamos, mejor para nuestra salud cardiovascular.

No obstante, fallamos en subir la otra parte de la ecuación, es decir, subir el colesterol HDL.

El LDL baja con las pastillas pero también con una dieta adecuada, rica en ácidos grasos insaturados (aceite de oliva, frutos secos como las nueces, pescado azul) y pobre en ácidos grasos saturados (carnes rojas, lácteos con mucha grasa, margarinas, embutidos).

Por supuesto, también baja con la actividad física regular.

La actividad física regular mejora el balance entre colesterol LDL y HDL

No obstante, si no conseguimos subir HDL el efecto es menor. El HDL sube con ejercicio, dieta adecuada y dejando de fumar.

En general tenemos todos un exceso de colesterol LDL en detrimento de HDL por culpa del sedentarismo.

Además, tenemos una dieta desequilibrada rica en grasas saturadas y pobre en insaturadas. Y con un exceso de energía en forma de hidratos de carbono rápidos, azúcares, que se transforman en grasas por la inactividad.

Por tanto, dieta y ejercicio para equilibrar nuestro colesterol y evitar que se deposite en nuestras arterias.

No existe nada bueno ni malo; es el pensamiento humano el que lo hace parecer así

William Shakespeare

Si te ha gustado este artículo y no quieres perderte los próximos, así como otras novedades, puedes suscribirte aquí a mi lista de correo

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp

6 respuestas

  1. Una pregunta.

    Si lo que se tiene elevado son las HDL(comida sana,3-4nueces diarias) y el resto normal.

    Hay que tomar hipolipemiantes?
    Siempre tengo esa duda

    1. Los hipolipemiantes son último recurso tras dieta sana y ejercicio.
      Pero si es colesterol HDL no hay que reducirlo, porque en niveles altos tiene efecto protector.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ya casi estamos...

Introduce tu nombre y correo electrónico para que pueda enviarte la guía gratis

PABLO GARCÍA GARCÍA es el Responsable del tratamiento de los datos personales del usuario y le informa de que estos datos se tratarán de conformidad con lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679, de 27 de abril (GDPR), y la Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre (LOPDGDD), por lo que se le facilita la siguiente información del tratamiento:
Fines y legitimación del tratamiento: suscripción al blog informativo (por consentimiento del interesado, art. 6.1.a GDPR).
Criterios de conservación de los datos: se conservarán durante no más tiempo del necesario para mantener la suscripción al blog.
Comunicación de los datos: no se comunicarán los datos a terceros, salvo obligación legal.
Derechos que asisten al usuario: derecho a retirar el consentimiento en cualquier momento. Derecho de acceso, rectificación, portabilidad y supresión de sus datos, y de limitación u oposición a su tratamiento. Derecho a presentar una reclamación ante la Autoridad de control (www.aepd.es) si considera que el tratamiento no se ajusta a la normativa vigente.
Datos de contacto para ejercer sus derechos: info@cardiodonbenito.com.

Hola, bienvenid@ ¿puedo ayudarte?

Descarga gratis mi guía para pacientes sobre síntomas y signos en Cardiología y resuelve las dudas más frecuentes que me suelen consultar.

PABLO GARCÍA GARCÍA es el Responsable del tratamiento de los datos personales del usuario y le informa de que estos datos se tratarán de conformidad con lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679, de 27 de abril (GDPR), y la Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre (LOPDGDD), por lo que se le facilita la siguiente información del tratamiento:
Fines y legitimación del tratamiento: suscripción al blog informativo (por consentimiento del interesado, art. 6.1.a GDPR).
Criterios de conservación de los datos: se conservarán durante no más tiempo del necesario para mantener la suscripción al blog.
Comunicación de los datos: no se comunicarán los datos a terceros, salvo obligación legal.
Derechos que asisten al usuario: derecho a retirar el consentimiento en cualquier momento. Derecho de acceso, rectificación, portabilidad y supresión de sus datos, y de limitación u oposición a su tratamiento. Derecho a presentar una reclamación ante la Autoridad de control (www.aepd.es) si considera que el tratamiento no se ajusta a la normativa vigente.
Datos de contacto para ejercer sus derechos: info@cardiodonbenito.com.